Inicio / INTERNACIONALES / El confinamiento obligatorio ha afectado la salud de los más pobres en Sudáfrica

El confinamiento obligatorio ha afectado la salud de los más pobres en Sudáfrica

Cyril Ramaphosa, presidente de Sudáfrica. Foto: Gobierno de Sudáfrica

Cyril Ramaphosa, presidente de Sudáfrica. Foto: Gobierno de Sudáfrica

El impacto de la pandemia del coronavirus en Sudáfrica ha sido generalizado, pero como en todo el mundo, los sectores más vulnerables de la sociedad son los que han sufrido los embates de una forma más profunda.

Es probable que la pandemia haya empeorado las desigualdades de ingresos que caracterizan la economía del país.

Las poblaciones vulnerables, como las personas de bajos ingresos con empleos informales y precarios, han sido las más afectadas por la pérdida de puestos de trabajo y la consiguiente pérdida de ingresos. Además, si bien COVID-19 ha afectado todas las facetas de la vida de las personas, es esencialmente un problema de salud. Es probable que la pérdida de empleos e ingresos provoque una reducción de la capacidad de acceder a la atención médica y una dieta nutritiva. Esto, a su vez, tendrá un impacto negativo en la salud de las personas a mediano y largo plazo.

Recientemente, se llevó a cabo un estudio para estimar qué tan estrechamente se relaciona la salud con los ingresos, en el contexto de COVID-19 en Sudáfrica. Se utilizaron datos del Estudio Nacional de Dinámica de Ingresos-Encuesta Móvil Rápida de Coronavirus, una encuesta representativa a nivel nacional recopilada en mayo y junio de 2020.

La investigación encontró una carga desproporcionada de los impactos a la salud en los quintiles más pobres, además que la desigualdad en salud relacionada con los ingresos en el período COVID-19 fue aproximadamente seis veces mayor que la registrada en otro relevamiento de 2017.

Las desigualdades raciales

Los factores clave que predijeron las desigualdades de salud relacionadas con los ingresos observadas en la era del COVID-19 fueron la origen étnico, el hambre y los ingresos. Cada uno de estos factores agravó las desigualdades en salud relacionadas con los ingresos.

El origen étnico sigue siendo en Sudáfrica una suerte de apartheid invisible: los africanos son más pobres y sienten más los embates de la pandemia que sus contrapartes blancos descendientes de británicos. También están pasando más jornadas de hambre que los blancos y tienen, por consecuencia, peores estados de salud generalizada.

La salud además se vio impactada por tener los peores trabajos durante la crisis sanitaria, como los de limpieza que los obliga a trabajar con poderosos químicos muchas veces sin la protección adecuada.

Es bien conocida la relativa desventaja de los grupos raciales históricamente desfavorecidos frente a las pandemias, especialmente en la situación actual. Por ejemplo, los afroamericanos tienen tasas de infección y mortalidad desproporcionadamente altas debido al COVID-19 en los Estados Unidos.

 

 

 

Compruebe también

En un desordenado debate presidencial, Trump y Biden se dispararon críticas a mansalva

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, y el candidato por el Partido Demócrata, …

Diario The Washington Post le da su apoyo a Joe Biden

Foto: Flickr / Gage Skidmore El famoso diario estadounidense The Washington Post anunció esta semana …

Déjanos tu comentario